sábado, diciembre 16, 2006

La Ciencia de las Pseudociencias

Cuando la pasión por los fenómenos “borderline” de la ciencia se profesionaliza nos encontramos ante la disyuntiva de cómo comunicar de manera correcta y formal nuestras conclusiones. El papel de divulgador científico se hace complicado cuando no existe un receptor adecuado y esto en el caso de la temática ufológica se vuelve un terreno muy pantanoso, ya que a la hora de tener que compartir hacia el publico a través de los medios de comunicación masivos, nos encontramos con una horrible contaminación de conceptos por divulgadores pseudocientificos que tienen la asombrosa capacidad de absorber al medio que lo rodea en su charlatanería.
Los periodistas científicos tienen un rol principal en este juego, mas que aportar con notas de ciencia estos deben entender los conceptos tras esta metodología. De lo contrario terminan comparando un tema tan complejo como el ufológico (con sus variantes astrofísicas y biológicas entre otras) con palabrería pseudocientifica de bajo nivel, pobre en conceptos y con nulo aporte al fenómeno.
Existen lugares que por línea editorial no hablan del fenómeno OVNI, pero a la hora de hablar de ectoplasmas, demonios o piroquinesis lo hacen sin culpa alguna. Lo anterior solo demuestra una profunda ignorancia de los profesionales encargados que en primer lugar colocan los fenómenos a un mismo nivel. En segundo lugar no aplican un criterio de calidad a la hora de conseguir los “expertos”… en consecuencia tenemos a personas poco idóneas hablando de temas con profundos abismos filosóficos y científicos. Es cierto, en ninguna universidad del mundo alguien se gradúa de ufólogo, pero por el contrario, si muchos sabemos de metodología científica y epistemología, y esto es algo que los periodistas deberían oler a kilómetros para no ser embaucados (y junto a ellos el publico) por el primer cazador de “chupacabras” que aparezca. El padre del estudio moderno de los OVNIS Joseph Allen Hynek lo dijo: “El fenómeno OVNI es demasiado importante para que este en manos de los ufólogos”.
Si seguimos en esta senda nos encontraremos como un habitante de Macondo frente a Melquíades. Maravillados por fenómenos desconocidos y situaciones extrañas que para “mencionarlas había que señalarlas con el dedo".
La ciencia de hacer pseudociencia es algo fácil, de echo solo se basa en usar palabras de corte científico con el efecto de “morderse la cola”, es decir la explicación sobredimensionada en términos técnicos lleva de manera engañosa al origen de la pregunta, por lo tanto se convierte en una cinta de Moebius. El publico queda tan maravillado con lo contundente de una explicación que es imposible entender del todo, ya que esta llena de callejones oscuros y sin salida. Por ejemplo yo puedo explicar mediante un extenso escrito que nuestros visitantes provienen de las Pleyades, pero ¿Cómo confirmo esta afirmación? La respuesta es que no es una teoria refutable, no es científica y ni siquiera se puede discutir… ¿Cómo podemos comprobar que existen o no existen los Pleyadanos?...IMPOSIBLE!
Visto lo anterior, la línea que divide la pseudociencia de las ciencias propias no es complicada pero se hace difusa para el público no acostumbrado al análisis de lo que escucha. Desde nuestra perspectiva podemos dar claros indicios que la ufología no es una ciencia y esto no debe ser motivo de alarma. El estudio de los OVNI’s esta llenos de hipótesis abiertas y de conjeturas, por lo tanto la herramienta que nos entrega el método científico no puede ser aplicada de manera idónea, ¿o acaso usted a tratado de clavar un clavo con una sierra? Lo que debemos hacer es llevar el estudio del fenómeno OVNI hacia una forma de metodología que permita usar de cierta manera las herramientas científicas, esto con la base de poder obtener datos cada vez mas fidedignos que puedan ser estandarizados, comparados y compartidos con investigaciones en otros lugares que pasaron por el mismo proceso.
Nos gusta pensar que la Ufología es una proto-ciencia, esto significa que va en camino a erigirse en una ciencia de carácter formal, esto por lo menos en la metodología de estudio. Así como la alquimia dio paso a la química o así como la astrología dio paso a la astronomía (aunque a algunos no les guste), la historia del saber nos indica que lo que alguna vez pudo ser causa de burla para algunos en el futuro se convierte en un pilar fundamental de nuestra gnosis.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Fabian, que tal.

Comparto plenamente la idea de que el periodismo debe contar entre sus filas a personal idóneo para tratar este tema tan complicado como lo es la ufología. Debería existir una especie de educación en cuanto al tema y no solo pedir ayuda a "ufólogos" solo cuando se trata de imágenes, las cuales salen de vez en cuando ya sea en el periodismo escrito y el de televisión.
Creo que este asunto andaría mejor.

Un abrazo compadreeee.

MS.

Mary dijo...

Pasaba para desearte un FELIZ AÑO.. felicitarte por todos los proyectos que estas emprendiendo, y que el mas importante en tú corazón se concrete.... estoy segura que se te viene un año lleno de satisfacciones, en lo profesional y sobre todo en lo personal......... ;-) :-D

Diana dijo...

Muy bueno el blog. Espero que lo sigas actualizando. Yo también pienso que la ufología es una proto-ciencia, una disciplina en vías de convertirse en ciencia, en tanto sus investigadores asuman una metodología científica como hacen algunos.

Yo creo que hay suficiente evidencia para tomar en serio este fenómeno, independientemente de si su origen es extraterrestre o no (que es una de las cosas que hay que investigar).

Un página excelente con interesante información y las mejores evidencias que he leído sobre el fenómeno ovni es:
http://www.ufoevidence.org/

El concepto de "pseudociencias" es algo controversial, y no bien definido, ya que muchos fenómenos y teorías consideradas como tal son ahora totalmente aceptadas por la "ciencia":
http://www.hyle.org/journal/issues/8-1/bauer.htm

Por otro lado, existen muchos que se autodenominan "escépticos" (cuando en realidad son pseudoescépticos) que califican de pseudociencia todo lo que no sea aceptado o reconocido por la comunidad científica actual. Sobre estos sujetos hay suficiente información crítica:

http://es.wikipedia.org/wiki/Pseudoescepticismo
http://ojo-critico.blogspot.com/2006/06/luis-alfonso-gamez-arp-y-el-fraude-de.html
http://ppproductions.blogspot.com/2006/12/escptico-de-los-escpticos.html
http://www.planetabenitez.com/sentencia.htm
http://www.planetabenitez.com/peor/cuartojuicio.htm
http://www.suppressedscience.net/skepticism.html
http://www.tricksterbook.com/ArticlesOnline/CSICOPoverview.htm
http://paginas.terra.com.br/educacao/criticandokardec/criticizingskepticism.htm
http://michaelprescott.freeservers.com/FlimFlam.htm
http://www.happierabroad.com/Debunking_Skeptical_Arguments.htm
http://www.canlyme.com/quackwatch.html

Anónimo dijo...

eeemm... ola... creo que estas ciencias proveen a quien busca enteneder su mundo, una manera para llegar a su comprensión con información real, que las personas no tengan miedo de enfrntar un tema que d cierta manera no romperia con las idealogias sino que ayudaria en cierta medida a canalizar la raiz de la especie humana, como un no unico ente "inteligente y sociable", en este y otros universos, quien sabe pueden estar mucho mas cerca de lo que alguien podria llegar a creer. En fin, estudiar la historia antigua, los cimientos de las especies y la misma historia del planeta nos haria entender que hay algo mas que un dios o dioses.

victor...



dilfalamar_io@hotmail.com